Alexander Low, volante del Garforth Town de Inglaterra, fue expulsado después de recibir dos tarjetas amarillas y una roja.

Una expulsión en el fútbol puede darse de dos maneras: con una tarjeta roja directa o dos tarjetas amarillas. Lo normal es que un jugador sea sacado del campo por alguna de estas dos vías. Pero, este fin de semana pasó algo poco habitual.

Sucedió en la Liga de Fútbol del Este de los Condados del Norte; más precisamente, en la victoria Garforth Town (1-0) ante el Bridlington Town. Se jugaban los minutos finales del encuentro, los locales ya ganaban por la mínima diferencia, cuando llegó la acción que le está dando la vuelta al mundo. Un jugador fue expulsado con tres tarjetas al mismo tiempo.

Alexander Low, centrocampista del equipo local, recibió dos amarillas y una roja, por cometer dos faltas en la misma jugada. En apenas 12 segundos, el futbolista del Garforth derribó a un rival en su área tratando de cortar un contraataque y después cometió otra falta cerca de su área para evitar una clara ocasión de gol.



El árbitro, que concedió la ley de la ventaja al Bridlington, pitó la segunda falta y sancionó al infractor con dos amarillas y una roja. Una expulsión bastante peculiar, nunca antes vista en la historia del fútbol. Las redes sociales no han tardado mucho tiempo en viralizar esta acción, que aún le está dando la vuelta al mundo. ¡No es para menos!

Expulsado a los 13 segundos

La expulsión de Alexander empieza a competir por ser la más rápida de todos los tiempos. Su competencia directa es con la de Serkan Kirintili, portero del Konyaspor Kulübü de Turquía, quien vio la tarjeta roja directa por agarrar la pelota con las manos fuera del área. Esto pasó a los 13 segundos del partido contra el Yeni Malatyaspor.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!