Los aficionados cariocas hostigaron a la guardameta estadounidense que había expresado su preocupación de viajar a Brasil por el virus.

La primera jornada futbolera en días laborales de agosto ha estado marcada, como de costumbre, por las atajadas, golazos, jugadas y bloppers, entre otras cosas, que se vivieron en los diferentes lugares del mundo donde ha habido actividad internacional. En otras palabras, marcada por los hechos que han derivado de la actividad en competiciones locales como la Copa Águila, e internacionales como la Champions League y los partidos amistosos de pretemporada que sirven como preparación para los diferentes clubes.

Uno de los sucesos que se presentó durante las últimas horas y que ha dado mucho de que hablar en la prensa deportiva mundial es el protagonizado por Hope Amelia Solo durante la victoria de la Selección de Estados Unidos (2-0) ante la Selección de Nueva Zelanda, en partido valido por la primera jornada de la fase de grupos de los Juegos Olímpicos de Río 2016. La portero del equipo norteamericano fue el centro de atracción de las cámaras que captaron la «venganza» de los brasileños presentes en las gradas.

La atmósfera en Belo Horizonte fue demasiado hostil para Hope Solo desde el pitazo incial. Los aficionados cariocas no le perdonaron a la arquera su gran preocupación por el virus Zika y su advertencia de no asistir a los Juegos por miedo al virus. Durante el segundo tiempo, la multitud gritó «¡Zika!» al unísono en cada saque de arco de Solo. «Nunca querría ofender al país anfitrión», expresó sus disculpas la jugadora al termino del compromiso que quedará para el recuerdo.

8Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!