El polémico atacante del Chelsea se ha puesto nuevamente en el ojo del huracán tras agredir físicamente a un rival del Everton.

La segunda jornada futbolera de fin de semana de marzo ha estado marcada, como de costumbre, por las atajadas, golazos, jugadas y bloppers, entre otras cosas, que se vivieron en los diferentes lugares del mundo donde ya se ha retomado la normalidad. En otras palabras, marcada por los hechos que han derivado de la actividad en los distintos torneos locales como la Liga BBVA, la Bundesliga y la Premier League, que no han detenido sus labores.

Uno de los sucesos que se presentó durante las últimas horas y que ha dado mucho de que hablar en la prensa deportiva mundial es el protagonizado por Diego da Silva Costa durante la derrota del Chelsea Football Club (2-0) ante el Everton Football Club, en partido valido por los cuartos de final de la FA Cup de Inglaterra. El delantero visitante terminó en los vestuarios antes del pitazo final tras ver una doble amarilla por increpar a los rivales.

El ariete hispano-brasileño fue expulsado después de que se encaró con Gareth Barry e intentó morderle el cuello durante el altercado. Su gesto desató la polémica ante la petición de una dura sanción. Sin embargo, el futbolista afectado declaró en defensa del goleador del blue por lo que la pena podría ser mucho menor de lo esperado. «Veo que se habla mucho del incidente entre Diego Costa y yo. Para aclararlo, Diego no me mordió», expuso el volante del Everton horas después del compromiso.

22Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!