Esa es la pregunta que se hacen los principales diarios del mundo tras la pálida actuación del colombiano durante el sudamericano sub-20.

Una singular polémica se ha desatado en Italia tras la contratación de Brayan Perea con la Lazio. El futbolista colombiano llegó al sudamericano sub-20 como una de las ‘estrellas’ que brillarían dentro del desarrollo del mismo y, lastimosamente para él, las cosas no salieron como se esperaba y terminó siendo uno de los jugadores, junto a varios brasileños y argentinos, que con mayor deuda quedaron tras el certamen continental.

Poco le importó a la Lazio que su nuevo jugador no tuviera un buen performance durante el evento juvenil y por ello decidió finalmente pagar al Deportivo Cali por sus derechos deportivos. Sin embargo, para la prensa europea y, obviamente, para la italiana, bastante significado tiene el hecho de que el talentoso futbolista colombiano no haya podido desplegar el máximo de sus cualidades con su selección, que finalmente se coronó campeona, dejando en incógnita su capacidad para sobresalir en medio de una exigente competencia.

En base a los anteriormente mencionados sucesos es que todo el mundo se pregunta y ahora yo aprovecho para preguntarte a ti, ¿se ‘encartó’ Lazio con la contratación de Brayan Perea?…

La respuesta dependerá del criterio de cada uno, pero si se vale tener en cuenta que el nacido en Cali acompañaría en ataque a nada más y nada menos que Miroslav Klose, quien no lleva, sin embargo, una buena campaña con los Biancocelesti. Pues bien, otro que no va a buen ritmo es Perea.

Se trata de un jugador que sonó mucho en la antesala por su supuesto talento y porque algunos clubes europeos de renombre estaban interesados en ficharlo. Lo segundo resultó cierto. Lo primero, por diversos factores, no lo pudo demostrar en la cancha.

De hecho, para muchos aficionados al fútbol en Colombia realizó todo lo contrario: echar por la borda toda la buena imagen que había cosechado en su club y demostrar su baja calidad para jugar fútbol.

El caleño tiene, sin embargo, una gran oportunidad de demostrar a todos sus críticos que se equivocan. Lo que está claro es que debe jugar mucho mejor a como lo hizo con el seleccionado de su país, en el que no dejó una buena imagen.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!