Cristiano Ronaldo sigue siendo el hombre del momento en el fútbol mundial. Desde que se confirmó su llegada al Al-Nassr no se habla de otra cosa. No es para menos. El astro portugués se despidió de la élite europea para terminar su carrera en una liga alternativa como la de Arabia Saudita.

La decisión de CR7 de marcharse a un equipo desconocido ha sido un duro golpe para sus seguidores, que esperaban verlo un par de años más en la máxima competencia. Sin embargo, no es la primera vez que un crack decide marcharse a un fútbol emergente. Al igual que Cristiano, estos grandes jugadores también terminaron su carrera en clubes poco comunes.

– Pelé (New York Cosmos)

El Rey del fútbol, tristemente fallecido recientemente, estaba medio retirado cuando decidió jugar en Estados Unidos para descongestionar así unos problemas financieros que le agobiaban. Llevaba tiempo retirado cuando ‘O Rei’, después de perder prácticamente todos sus ahorros, decidió volver a calzarse las botas. En la MLS jugó dos temporadas.

Jugadores en Equipos Desconocidos

– Alfredo Di Stéfano (RCD Espanyol)

Tras ser despedido del Real Madrid, el club donde se hizo gigante, tuvo ofertas de muchos equipos, incluidos Celtic y Milán, pero él eligió irse al Espanyol de Barcelona. Anotó más de 300 dianas con los merengues durante 11 años, antes de tener un retiro más que digno en Cataluña.

– Johan Cruyff (Levante UD)

EL conjunto valenciano consiguió que todo un ‘Balón de oro’ se enfundara la casaca granota. Al final, el sueño tan sólo duró 79 días. La situación económica no dio para más. Eso sí, Cruyff se retiró con honores en el Feyenoord, pese a haber sido el gran ídolo del Ajax. Antes de llegar a su país, e incluso del paso por el Levante en Segunda, hizo fortuna en clubes como Los Ángeles Aztecs y los Whasington Diplomats.

– Carrera de Pep Guardiola (Dorados de Sinaloa)

El legendario jugador y entrenador del Barcelona tuvo su última temporada como futbolista en el Dorados de Sinaloa mexicano. Allí es recordado con mucho cariño a pesar de su corta estancia en el club. El catalán colgó las botas en México, a los 35 años. «Los plomos se han fundido», dijo el día de su retirada, cuando ya pensaba en sentarse en un banquillo.

– Más casos como el de Cristiano Ronaldo

La opción de retirarse en un equipo modesto la han seguido muchos cracks. Uno de ellos sigue en activo: Andrés Iniesta. El manchego optó por irse a Japón, a las filas del Vissel Kobe, para vivir sus últimos duelos. Xavi Hernández hizo algo parecido al irse al Al Saad qatarí, donde después pasó a los banquillos antes de regresar al Barça.

Alessandro Del Piero, por ejemplo, optó por el Sydney FC de Australia y Steven Gerrard, por Los Ángeles Galaxy de Estados Unidos. Diego Maradona lo hizo en casa, a los 37, con Boca Juniors. Ronaldo Nazário a los 34 en el Corinthians. Rivaldo en el Mogi Mirim brasileño, donde incluso jugó con su hijo.

Su compatriota Ronaldinho Gaúcho en el Fluminense tras su aventura en el Querétaro mexicano. En México también terminó Emilio Butragueño, que se fue junto a Míchel González y Hugo Sánchez al Celaya. Karl-Heinz Rummenigge, por ejemplo, colgó las botas en el Servette de Suiza.

La mayoría de los cracks, salvo algunos como Marco van Basten que no lo pudieron hacer por lesión, eligen dónde hacer su último baile. Y Cristiano Ronaldo ha elegido Arabia Saudita.