Una nueva tragedia enluta al Fútbol Argentino. Un hombre perdió la vida en los graves incidentes durante el partido entre Gimnasia y Boca Juniors. Los enfrentamientos entre hinchas y policías, tanto adentro y como afuera del Estadio Juan Carmelo Zerillo, obligaron a suspender el compromiso.




Apenas iban 9 minutos cuando los hinchas saltaron al campo y obligaron a la Policía a intervenir con gases lacrimógenos y balas de goma. El árbitro Hernán Mastrángelo decidió suspender el encuentro tras una espera de unos 45 minutos. Durante los incidentes murió un hombre de 57 años de un paro cardiorespiratorio. La persona fallecida fue identificada como César Regueiro.




Gabriel Pellegrino, presidente de Gimansia y Esgrima de La Plata, responsabilizó a la Policía de los incidentes y desmintió una sobreventa de entradas. Sergio Berni, ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, declaró la responsabilidad es de quien organiza el evento. Ahora nadie quiere hacerse cargo de esta tragedia que enluta al fútbol mundial.