Sin Luis Díaz si hay paraíso. El Liverpool le pasó por encima al Rangers (1-7) en el primer partido sin el extremo colombiano. La gran figura del partido fue Mohamed Salah, que marcó el hat-trick más rápido de la historia en la Champions League. El egipcio hizo 3 goles en 6 minutos y 12 segundos.

Y pensar que los escoceses se pusieron en ventaja con un gol de Scott Arfield. Pero, los ingleses remontaron con un doblete de Roberto Firmino, la ya mencionada tripleta de Mohamed Salah y los goles de Darwin Núñez y Harvey Elliott. Tras un inicio de temporada muy irregular, los dirigidos por Jürgen Klopp volvieron a ser un equipo temible y demoledor en la Liga de Campeones.