Lionel Messi marcó un golazo de tiro libre en el empate de Argentina (1-1) ante Chile, en la Copa América de Brasil 2021.

El rosarino puso el balón en el ángulo superior izquierdo de la portería de Claudio Bravo, quien por más que se estiró, no pudo evitar que terminara en las redes. La comba dejó sin posibilidades al arquero, en una copia del gol que Diego Maradona le anotó a Ecuador en la Copa América de 1987.

Incluso, Leo festejó el gol de la misma manera en la que lo hacía Diego, con su típico salto y la mano derecha hacia delante. Por otra parte, el tanto que le anotó a Chile también convirtió a Messi en el máximo goleador histórico de Argentina en partidos oficiales con 39 anotaciones en 98 juegos, uno más que Gabriel Batistuta, quien sumó 38.




Y para cerrar con broche de oro, esa mismo anotación posicionó a la ‘Pulga’ como el rey de los tiros libres, al conseguir su gol número 57, lo que lo sitúa como el futbolista con más tantos hechos a balón parado. Hasta antes de este juego, el argentino estaba igualado en dicha suerte con Cristiano Ronaldo con 56, pero el rosarino ya tomó la delantera con su nueva obra de arte.