Hernán Crespo cree que es muy difícil ser Lionel Messi y que el fútbol le debe una Copa del Mundo, aunque su grandeza va más allá de los títulos.

El entrenador de Defensa y Justicia ha vuelto a ser noticia en el fútbol argentino. Esta vez es por cuenta de una entrevista concedida al diario ‘OLÉ’, en la que analiza el pasado, presente y futuro de la Selección. Estas fueron las palabras de Crespo:

ETAPA DE CRESPO EN LA SELECCIÓN

«Nunca imaginé lo que nos pasó en el Mundial 2002. Pegué el portazo y le di para adelante. Ese equipo volaba, había mucha ilusión pero no nos fue bien en el Mundial. Después conseguimos la medalla en los Juegos Olímpicos, pero los Mundiales los terminé con mucho dolor porque no concebía otra cosa que ser campeón. De hecho, nunca miré los partidos.

El dolor de la derrota siempre fue tan grande que nunca quise volver para atrás. En esos momentos lloraba lo que tenía que llorar, lo que hiciera falta, y después arrancaba a construir los siguientes cuatro años para el próximo Mundial, con la misma ilusión de ser campeón.

Mi experiencia en la Selección la disfruté muchísimo y recuerdo los mundiales con mucho orgullo, pero no gratamente porque quería ser campeón. El recorrido y el durante fue realmente hermoso, con situaciones que sólo la Selección te puede dar. Soy un agradecido por haber vivido eso, pero me queda un sabor amargo».

RENOVACIÓN DE LA SELECCIÓN ARGENTINA

«Había que hacerlo, pero paulatinamente. No es que todo lo viejo estaba mal, ni que todo lo nuevo es mejor. Creo que se hizo con buen criterio. Esta situación que obligó a posponer la Copa América va a venir bien para llegar con más rodaje y creo que al equipo le va a hacer bien cuando empiecen las Eliminatorias porque necesita convivir, estar juntos.

Hernán Crespo con Lionel Messi

Tengo mucha ilusión porque sé las personas que están, lo conozco muy bien a Lionel, también al Ratón, a Samuel, a Aimar y a Placente. Son personas que quieren muchísimo a la Selección y me pone muy feliz que estén ellos. Y, Tapia en este caso, les dio la tranquilidad de seguir hasta Qatar, que es importantísimo. Es muy difícil el día a día y en el último tiempo veníamos cambiando de técnico a cada rato.

Veo que hay un proyecto, una idea. No importa cuál, podemos discutirlo, a algunos les puede gustar y a otros no, pero sabemos a dónde vamos. Creo que el error era que veníamos a los ponchazos y hoy hay gente que sabe que va a seguir hasta el Mundial. Se van a equivocar y van acertar, pero sabemos de qué estamos hablando y no vamos viendo sobre la marcha».

DEUDA DEL FÚTBOL CON MESSI

«Es muy difícil ser Messi, nadie se puede poner en su lugar como nadie podía, en su momento, ponerse en el lugar de Maradona. Es imposible saber qué piensan y qué viven. Me hace feliz verlo jugar en la Selección, me encantaría, como argentino además, verlo campeón de mundo.

Leo es un tipo que está hace muchísimos años en un altísimo nivel, recibe patadas, se levanta y encara, siempre laburando. Lo suyo va mucho más allá que como jugador o deportista, es un ejemplo de profesional, con seriedad, honestidad, siempre correcto. Messi trascendió más de lo que nosotros creemos a nivel mundial y me parece que es mucho más que un gran jugador de fútbol.

En realidad, si te ponés a pensar, de alguna manera es el fútbol el que le debe a Messi. Pero eso no le va a quitar grandeza, eh. Para mí hasta va a ser algo anecdótico. Nosotros somos argentinos y lo queremos campeón del mundo, yo lo deseo de todo corazón, pero él va más allá que un título y no va a dejar de ser inmenso».

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!