Antoine Griezmann cree que Lionel Messi es un jugador que quizás no volvamos a ver nunca más, por lo que tenemos que disfrutarlo.

El delantero francés ha vuelto a ser noticia en el fútbol mundial. Esta vez es por cuenta de una entrevista concedida a la UEFA, en la que repasa los últimos años de su carrera deportiva. Estas fueron las palabras de Griezmann:

PROBLEMAS DE ESTATURA
«El tamaño siempre fue un problema. Siempre fui demasiado pequeño y había que esperar. Y, claro, fueron momentos muy difíciles. Pero, al final, siempre cuando estaba con mis amigos en el vestuario o en el campo, se me olvidaba de eso e intentaba hacer lo que más amaba, que era jugar al fútbol.

El hombre que me dio esa seguridad fue Eric Olhats, el ojeador que me llevó a la Real Sociedad, porque me acogió en su casa cinco años. Me llevó todos los días a entrenar, que eran 45 minutos en coche. En cada momento malo estaba para mí y también me dio consejos sobre cómo jugar».

PENALTI DE GRIEZMANN

«Tenía mucha rabia de haber fallado. Después de tirar el penalti, se me puede ver diciendo: ‘Ojalá lo hubiera eso hecho antes’. Creo que mi penalti fallado fue lo que nos hizo perder la final. Porque estábamos tan bien y, estoy seguro de que si la metía, hacíamos el segundo enseguida.

Griezmann jugando con Messi

Siempre me va a doler, aunque la gane con otro club. Siempre me dolerá igual esa final con el Atleti porque era mi objetivo, era mi sueño, el sueño de todo el club y lo tenía en los pies. No puedo dar marcha atrás, sino ya lo habría hecho. Estoy seguro de que dentro de diez o quince años me dolerá lo mismo».

LLEGADA AL BARCELONA
«No me fui del Atlético por ganar la Champions League o ganar más títulos. Vine aquí al Barcelona para aprender un nuevo estilo de juego, una nueva filosofía y para intentar aprender personalmente.

Quería aprender un nuevo estilo en un club que ve diferente el fútbol. Mi objetivo era aprender otra cosa, porque el Atleti puede ganar la Liga y la UEFA Champions League en cualquier año, porque tienen el equipo y tienen el entrenador».

JUGAR CON MESSI
«Estamos hablando de un jugador que quizás no volvamos a ver nunca más o que saldrá uno hasta dentro de 40 años. Tenemos que disfrutarlo, ya sea nosotros como sus compañeros, los aficionados en las gradas o sus entrenadores, porque es increíble lo que puede hacer con el balón y es un espectáculo verle jugar y jugar a su lado».

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!