Manuel Janzer, delantero del Braunschweiger Eintracht, erró su remate dentro del área y no permitió que el volante anotara.

La tercera jornada futbolera en fin de semana de marzo ha estado marcada, como de costumbre, por las atajadas, golazos, jugadas y bloppers, entre otras cosas, que se vivieron en los diferentes lugares del mundo donde ha habido actividad.

Dicho de otra manera, representada por los hechos más llamativos que han derivado de la acción en las distintas competiciones locales como la Liga Santander de España, la Superliga de Argentina y la Liga Árabe del Golfo, por mencionar algunas.

Uno de los sucesos que se presentó en las últimas horas y que ha dado mucho de qué hablar en la prensa deportiva mundial es el protagonizado por Manuel Janzer durante la contundente victoria del Braunschweiger Sport Verein Eintracht (3-0) ante el Sport Verein Meppen, en partido valido por la jornada 29 de la Dritte Bundesliga de Alemania.

El fallo más increíble del fin de semana, y probablemente de toda la historia, se vivió este domingo en la Tercera División de Alemania. Manuel Janzer, atacante del Braunschweiger Eintracht, falló una ocasión debajo del arco y evitó el gol de su compañero.

Durante el encuentro que enfrentó a su equipo con el Sport Meppen, el futbolista mandó la pelota al poste a puerta vacía y cuando se lamentaba en el suelo, desvió sin querer el remate de su compañero que llevaba dirección de arco. Pese a todo, el Eintracht logró ganar el partido por goleada.

22Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!