Sin Neymar y Cavani, el París Saint-Germain derrotó como visitante (0-2) al Manchester United, en la UEFA Champions League.

En tablas terminó un primer tiempo muy entretenido, con pocas ocasiones pero con mucho fútbol y mucha emoción. El PSG se mostró ligeramente superior de la mano de un gran Verratti. El United, por su parte, fue de más a menos con el pasar de los minutos.

Tras el descanso llegaron las emociones a través de Presnel Kimpembe (minuto 53) que puso en ventaja a los galos. Córner de Di María, De Gea no salió, los defensas dejaron agujero en el segundo palo y apareció Kimpembe, libre de marca, para saltar y golpear con el interior del pie izquierdo.

No se conformaron los de París y eso le permitió a Kylian Mbappé (minuto 60) aumentar las diferencias. Balón para Di María a banda izquierda, prendió la moto Mbappé, buscó el balón en el corazón del área superando en velocidad a los dos centrales y superó a De Gea con un toque sutil de primera intención.




Como no hubo más anotaciones, los hombres de Thomas Tuchel lograron llevarse una ventaja importante de cara al partido de vuelta. Los dirigidos por Gunnar Solskjaer, por su parte, tendrán que buscar en el Parque de los Príncipes la clasificación que por ahora dejaron escapar en Old Trafford.