El español Miguel Moyá lideró la caída de los colchoneros ante los andaluces con una inexplicable anotación en su propia portería.

La segunda jornada futbolera en fin de semana de enero ha estado marcada, como de costumbre, por las atajadas, golazos, jugadas y bloppers, entre otras cosas, que se vivieron en los diferentes lugares del mundo donde ha habido actividad. Dicho de otra manera, representada por los hechos que han derivado de la acción en competiciones locales como la Liga Santander de España y la Bundesliga de Alemania, por mencionar algunas.

Uno de los sucesos que se presentó durante las últimas horas y que ha dado mucho de qué hablar en la prensa deportiva mundial es el protagonizado por Miguel Ángel Moyá Rumbo durante la inesperada derrota del Club Atlético de Madrid (1-2) ante el Sevilla Fútbol Club, en partido valido por la ida de los cuartos de final de la Copa del Rey de España. El portero local fue uno de los principales señalados por los hinchas tras igualar el compromiso con un insólito autogol.

En la vida hay que tomar decisiones y Diego Simeone ha tomado la de rotar a su portero habitual cuando el Atlético juega Copa. Ante Sevilla decidió dar descanso a Jan Oblak, que ni siquiera fue convocado, para que atajara Miguel Moyá. El experimento no le salió del todo bien al entrenador argentino y terminó pagando caro una remontada al tanto inicial de Diego Costa que lo deja en desventaja de cara al partido de vuelta. Joaquín Correa marcó el gol decisivo del encuentro.

7Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!