El gran secreto del éxito del “nuevo” Cristiano Ronaldo

El astro portugués, figura del Real Madrid, decidió perder tres kilos el pasado verano y descansar más a lo largo de la temporada.

No solamente hemos sido afortunados por vivir en la época de Lionel Messi y Cristiano Ronaldo, sino que también, por tener el privilegio de disfrutar la evolución que están teniendo los dos mejores jugadores del mundo. Mientras el argentino se retrasó unos metros para hacer jugar al equipo, el portugués ha optado por acercarse más al área para extender su idilio con la red.

Desde hace ya varios días se venía rumoreando con algo que se comprobó esta semana: Cristiano terminara su carrera como un delantero centro, como el mejor delantero centro del mundo. Sus cinco goles ante el Bayern Múnich de Manuel Neuer confirman que su nuevo lugar dentro del campo es en las narices del portero rival. El luso ha sabido reinventarse a lo largo de la temporada y está teniendo su premio en el momento más importante de la campaña. Cuando muchos lo daban por “acabado”, él modificó algunas cosas para poder mantenerse en la cima del fútbol mundial.

Hoy no queda la menor duda de que estamos ante otro Cristiano Ronaldo en lo mental y… en lo físico. CR7 decidió, después de ganar la Eurocopa, que su cuerpo debía moldearse, cambiar, estilizarse. Fue una decisión personal, ni consejos médicos, ni de su equipo de trabajo que cuida que todo esté en orden en lo físico. Decidió ponerse a régimen y de pesar 82 kilos en la báscula, esa que no engaña a nadie y menos a los deportistas, decidió iniciar la temporada con 79 kilos.

Secreto de Cristiano Ronaldo

Gran parte de su peso estaba determinado por los músculos del tren superior, por lo que el jugador se sentía más limitado y con menos habilidad sobre el césped. El objetivo entonces fue bajarle a la carga del trabajo de fuerza y aumentar la potencia en el tren inferior. Gracias a estos cambios, Ronaldo ha llegado al mes de abril sin problemas físicos, con menos músculo, pero con sensaciones positivas al verse más rápido y con más chispa. No es la masa muscular de años anteriores, pero su físico está más acorde con el de un futbolista.

Así las cosas, Cristiano Ronaldo promete más porque sabe que todavía tiene margen de mejora y que a diferencia de campañas anteriores llega con el cuerpo sin problemas y con la mente descansada a tope. No hay nada que le distraiga en su objetivo de seguir marcando goles y peleando por un doblete que el Real Madrid no consigue desde 1959. Y es que CR7 cree que todavía le queda historia por hacer en la entidad merengue.


DÉJANOS TUS COMENTARIOS !!