Barcelona derrota al Real Madrid y se convierte en el nuevo líder de la Liga

Con dos goles de Lionel Messi, el FC Barcelona se impuso (2-3) ante el Real Madrid, en la jornada 33 de la Liga Santander de España.

Pese a que el visitante impuso condiciones desde el pitazo inicial, el visitante encontró la primera ventaja en los pies de Carlos Henrique Casemiro (minuto 28). Marcelo cogió el despeje de Ter Stegen a un tiro de esquina y lo colgó al área cruzadito. Llegó Ramos al remate y lo mandó al palo. El rechace cruzó la portería y lo cazó Casemiro, completamente solo, en el segundo palo.

Duró poco la alegría de los merengues y muchos tuvo que ver en eso Lionel Messi (30 minutos), que rápidamente igualó las acciones. Apareció el Barcelona rompelíneas de otros tiempos. Precisión en los pases en la frontal. Dejada de Rakitic para que Messi recojiera el balón en carrera, superara a los defensas y no fallara en el mano a mano con Keylor. Llevaba tres años sin marcar Messi en un Superclásico. Con ese empate a unos se bajó el telón de una primera parte bastante entretenida en el mítico Santiago Bernabéu.

Para el complemento llegaron las modificaciones, ambos entrenadores movieron sus fichas y eso le permitió a Ivan Rakitici (73 minutos), darle la vuelta al tanteador. Tremendo chirlo se sacó de la chistera el centrocampista croata. Recorte hacia el centro para zafarse de dos rivales y zurdazo desde la frontal del área. Cruzadito. Voló Navas, pero no llegó. En realidad ningún portero hubiera llegado a ese balón.

Aunque el Real Madrid se quedó con un jugador menos tras la expulsión de Sergio Ramos, apareció James Rodríguez (minuto 86), en el momento más complicado para igualar nuevamente la contienda. Una anotación que en ese momento podía valer un título. Marcelo, vuelve a hacerle un traje al Barça. Rompe a Rakitic, centra al primer palo y la enchufa James

Parecía que todo terminada en empate, sin embargo, en el último suspiro del encuentro apareció Lionel Messi (90+2 minutos), para poner cifras concretas en favor del Barcelona. Bestial arrancada de Sergi Roberto desde su campo. Condujo como una moto, dejó a todo el mundo atrás y se plantó cerca de la frontal del área madridista. Abrió a la izquierda para Gomes y éste cedió para Alba. El catalán entró, dobló y apareció Messi con la mirilla de francotirador para darle tres puntos de oro a su equipo. ¡Monumental el partido del argentino!


DÉJANOS TUS COMENTARIOS !!