Aly Keita, guardameta del Östersunds FK de Suecia, fue atacado por un aficionado que se enfrentó a los guardias de seguridad.

La segunda jornada futbolera en fin de semana de agosto ha estado marcada, como de costumbre, por las atajadas, golazos, jugadas y bloppers, entre otras cosas, que se vivieron en los diferentes lugares del mundo donde ha habido actividad internacional. En otras palabras, marcada por los hechos que han derivado de la actividad en competiciones locales como la Premier League de Inglaterra y la Eredivisie de Holanda, e internacionales como los Juegos Olímpicos de Río 2016.

Uno de los sucesos que se presentó durante las últimas horas y que ha dado mucho de que hablar en la prensa deportiva mundial es el protagonizado por Aly Keita durante el frío empate a unos del Östersunds Fotbollsklubb (1-1) ante el Jönköpings Södra IF, en partido valido por la jornada 18 del Torneo Allsvenskan de Suecia. El portero local encendió las alarmas de los guardias de seguridad después de que un hincha invadiera el campo de juego para agredirlo en pleno partido y delante de todos sus compañeros.

Transcurría el minuto 90 del compromiso cuando un espectador enmascarado y vestido de negro saltó al terreno de juego para agredir al portero. Varios jugadores y miembros de la seguridad lograron detener al aficionado, al tiempo que el árbitro decidió dar por finalizado el partido. «El portero del Ostersund está lesionado y está siendo atendido por los médicos. No está apto para volver a jugar», declaró a la televisión nacional Nicklas Bengtsson, delegado del club sueco.

Video ThumbnailAly Keita, guardameta del Östersunds FK de Suecia, fue atacado por un aficionado que se enfrentó a los guardias de seguridad. La segunda jornada futbolera en fin de semana de agosto ha estado marcada, como de costumbre, por las atajadas, golazos, jugadas y bloppers, entre otras cosas, que se viviero

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!