El atacante colombiano aún está a tiempo de retomar su mejor nivel y resurgir de las cenizas como lo hizo hace algunos años el brasileño.

Los últimos días han resultado ser bastante positivos para la mayoría de jugadores que militan en el exterior. Tras un inicio de año plagado de lesiones, suplencias y falta de oportunidades, finalmente ha vuelto a aparecer una luz al final del túnel para varios de nuestros representantes en Europa.

En Italia han vuelto a la competencia Camilo Zuñiga con el Bologna y Pablo Armero con el Udinese, en España James Rodríguez ha recuperado su puesto en el once titular del Real Madrid y en Inglaterra David Ospina retomó su lugar bajó los tres palos del Arsenal. Sin embargo, la noticia más gratificante que han protagonizado nuestros futbolistas tiene que ver con el regreso de Falcao García a los entrenamientos del Chelsea. Después de un par de meses de ausencia por lesión, parece que finalmente el ariete samario tendrá una nueva oportunidad de brillar en la Premier League.

Aunque muchos pensarán que no vale la pena emocionarse todavía y que es mejor esperar para verlo nuevamente en los terrenos de juego, yo si me quiero dejar llevar por la ilusión de que ha llegado el momento para que Radamel tome revancha, recupere su mejor nivel y vuelva a ser ese delantero que conquistó al planeta entero como el mejor 9 del mundo. En complemento a este presentimiento que tengo está la historia otro de los mejores delanteros de la historia que logró consagrarse después de haber vivido lo que está experimentando Falcao.

Falcao García y Ronaldo Nazário

Te hablo nada más y nada menos que de Ronaldo Luís Nazário de Lima, popularmente conocido como ‘El Fenómeno’, quien ya estuvo en los guayos de Radamel, cuando en 1999 y jugando para el Inter de Milán en el punto más alto de su carrera se rompió parcialmente el tendón rotuliano de su rodilla derecha, el dolor era evidente y una recuperación acelerada y mal llevada le hizo recaer en el partido de su regreso seis meses más tarde, en esa ocasión la rotura fue total, al igual que el desconsuelo.

Por casi dos años la carrera de Ronaldo se detuvo, y mientras en Brasil nacían y explotaban nuevos talentos, como Ronaldinho Gaúcho, ‘El Fenómeno’ generaba todas las dudas respecto a su condición física y su capacidad de volver a jugar al nivel de la élite europea. Hasta ahí, una historia muy parecida a la que ha vivido Falcao; lesionado y con poca credibilidad, el goleador histórico de la Selección Colombia espera el momento de volver y triunfar, momento como el que tuvo Ronaldo en la Copa Mundial de 2002, cuando una convocatoria de último minuto le dio la revancha, el 9 se coronó campeón del mundo y regresó al fútbol para inmortalizarse como uno de los mejores de todos los tiempos.

La esperanza es lo último que se pierde y luego de una seguidilla de errores, Falcao parece haber aprendido a manejar su carrera, y quedarse en el Chelsea parece ser el primer gran acierto, seguido del no presionar más a su cuerpo con recuperaciones heroicas y extraordinarias, dándose tiempo para estar fuerte tanto en el plano físico como en el mental. Ahora solo queda esperar para ver como, siguiendo el ejemplo de Ronaldo, resurge de entre las cenizas.

702Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!