Messi, Neymar y Suárez reaparecieron juntos en la victoria del Barcelona (1-0) ante Málaga, en partido de la segunda jornada de la Liga Española.

Al rededor de 80.000 espectadores se dieron cita en el mítico Camp Nou para presenciar el estreno liguero (como local) de los dirigidos por Luis Enrique que completaron seis puntos en la parte alta de la tabla de posiciones. Para destacar el buen planteamiento táctico presentado por los hombres de Javi Gracia que controlaron y opacaron el regreso del tridente más goleador de la historia.

Las tablas se mantuvieron hasta el final de un primer tiempo marcado por el dominio de los locales y las claras ocasiones de gol de los visitantes. Si bien es cierto que los catalanes tuvieron mayor tiempo la pelota e impusieron el ritmo del juego, también queda claro que los malagueños generaron las posibilidades más letales de cara a portería. Pese a ello, para el complemento se esperaba una reacción endemoniada de unos culés que no terminaban de convencer a sus hinchas.

Efectivamente, para el segundo tiempo salieron mucho más decididos los jugadores azulgranas y eso le permitió a Thomas Vermaelen (minuto 72), reportarse con la apertura en el marcador. Terminó marcando el que no esperaba nadie. Apareció el central belga para cazar un rechace en el punto de penalti y conectar una volea con la zurda que entró como una bala en la portería de Kameni, que había tapado de todo.

Además de la victoria y los tres puntos, los aficionados del Barcelona celebraron el regreso del tridente que les permitió ganarlo todo la temporada anterior: Lionel Messi, Neymmar y Luis Suárez. Los estelares atacantes sudamericanos jugaron juntos por primera vez en esta campaña luego de que el brasileño se recupera definitivamente de las paperas que lo mantuvieron al margen de la actividad durante la Supercopa de España. Ahora dar vuelta a la pagina y pensar en el partido de la próxima fecha ante Atlético de Madrid.

13Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!