Al semidesconocido futbolista brasileño se le atribuye la invención de este espectacular y recursivo regate que muchos han intentado imitar.

En la historia del fútbol hay lugar para todo tipo de jugadores. Están los que son recordados por su especial manera de jugar, los que la gente nunca olvida porque marcaron una época, los que siempre son recordados por sus récords y también hay espacio para aquellos que se atrevieron a innovar con la pelota en los pies.

Entre los últimos mencionados se destaca Alexandre de Carvalho Kaneco, un semidesconocido futbolista brasileño con descendencia asiática, que tiene su espacio en los renglones dorados de este deporte como el creador de la bicicleta o lambretta. Vale la pena aclarar que, la denominación cambia dependiendo del lugar del mundo dónde se realice este llamativo y recursivo regate.

La primera vez que la gente se deleitó con este gesto fue en un partido entre Santos y Botafogo-SP, válida para el Campeonato de 1968, cuando el joven atacante, desconocido entre las estrellas de pescado, controló con su pie derecho, atrapó la pelota entre los talones y la tiró sobre su marcador Carlucci. Insatisfecho con humillar al oponente, cruzó su remate ante Toninho Guerreiro. El objetivo ganó aún más la plasticidad en el exquisito toque del delantero.

ARVE Error: The video is likely no longer available. (The API endpoint returned a 404 error)

Antes de ganar el derecho a la jubilación, por haber trabajado durante 19 años en una cadena de supermercados, aceptó una oferta de una empresa de gimnasios y fundó una escuela infantil que todavía existe hoy. Desde el momento en que se hizo jugador profesional, Kaneco tenía la convicción de que prefería el traje y la corbata requerido para puestos administrativos, en lugar de los pantalones cortos para estar sobre el césped.

«El fútbol siempre ha sido divertido para mí. Yo sólo jugaba para Santos por un error».

Además de los peces, Alexandre de Carvalho vistió la camiseta de Vélez Sarsfield, Madureira, Caldense, América-SP y Valencia, de Venezuela, club en el que terminó de forma muy temprana de su carrera a los 26 años. Licenciado en Educación Física y Administración de Empresas, nunca más se involucró con el fútbol de ese día. Si bien era supervisor de tienda, compartido con otros tres responsabilidad profesional para comandar 42 tiendas.

29Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!