De la mano de su arquero Beto, el conjunto español se quedó con el segundo título más importante del Viejo Continente.

En contra de todos los pronósticos, Sevilla se proclamó campeón de la Europa League 2013-2014 tras derrotar en penales (4-2) al Benfica, en el partido final que se disputó este miércoles en Torino, Italia.

Tercer título europeo para los españoles y octava final perdida de los portugueses que han vuelto a culpar a la «maldición» de Bela Guttmann, técnico que deseó 100 años de sequía continental al conjunto luso, de su mala suerte en los campeonatos europeos.

La primera parte transcurrió tal cual lo esperado y visto durante las finales más recientes, con dos equipos que se preocuparon más por no equivocarse que por atacar. La concentración defensiva primó sobre la intención ofensiva y al final de los primeros 45 minutos eso se vio claramente reflejado en el marcador parcial, que no iba más allá de un pálido empate a cero goles.

Para el segundo tiempo los técnicos movieron algunas fichas, intentaron cambiar el ritmo del juego, apostaron un poco más por el ataque y eso permitió que aumentara significativamente las opciones claras de gol. Pese a ello, la falta definición siguió latente y al termino de los 90 minutos reglamentarios no se pudo modificar el marcador. Así, los tiempos extras fueron necesarios para descifrar la final.

La máxima igualdad entre ambos conjuntos se extendió hasta el tiempo añadido y eso provocó que la suerte de los penales definieran al campeón. En la última jugada del encuentro Carlos Bacca tuvo que abandonar en camilla el terreno de juego por culpa de un pisotón en el tobillo que le impidió continuar. El colombiano, que estaba sufriendo calambres, no quiso arriesgar más y decidió retirarse un momento para después volver a los penales.

Penales Benfica vs Sevilla

De la mano de su arquero Beto, el conjunto español se quedó con el segundo título más importante del Viejo Continente. En contra de todos los pronósticos, Sevilla se proclamó campeón de la Europa League 2013-2014 tras derrotar en penales (4-2) al Benfica, en el partido final que se disputó este miér

Primer cobro: Rodrigo Lima convirtió y también lo hizo Carlos Bacca (1-1).

Segundo cobro: Falló Óscar Cardozo y Stephane Mbia no perdonó (1-2).

Tercer cobro: Rodrigo Moreno lo erró y Coke no desaprovechó (1-3).

Cuarto cobro: Marcó Anderson Silva e hizo lo propio Kevin Gameiro (2-4).

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!