El habilidoso extremo holandés sufrió una herida profunda en la rodilla derecha y por eso volverá a jugar fútbol hasta el próximo año.

Bastante curiosa está resultando ser la recta final de la temporada. Parece que la mala suerte de las lesiones ha caído sobre los mejores jugadores del mundo y los ha venido alejando de las canchas a uno por uno.

El primero en lesionarse fue Ronaldinho, unas semanas más tarde Messi, luego Ribéry, después le tocó a Cristiano y ya se presagiaba lo peor por tener los favoritos al Balón de Oro 2013 entre algodones.

La cosa no paró ahí. Pues también se lesionó el colombiano Falcao García, el brasileño Robinho que regresará a la actividad deportiva hasta el próximo año y el experimentado Andrea Pirlo, que también volverá a la acción hasta el 2014.

Además, en las últimas horas se han sumado otro más: Arjen Robben. El habilidoso extremo holandés estará seis semanas alejado de las canchas debido a la herida profunda que sufrió este miércoles en la rodilla derecha, por lo que se perderá el Mundial de Clubes que tendrá lugar este mes de diciembre en Marruecos.

También se quedará sin jugar los últimos dos partidos del año en la Bundesliga y el último partido de la fase de grupos de la Liga de Campeones contra el Manchester City. El club tiene la esperanza de que tras la pausa de invierno, a finales de enero, Robben pueda volver a las canchas.

Arjen Robben, que marcó el primer gol del Bayern en la victoria a domicilio ante el Augsburgo (0-2), se lesionó en el minuto 13′ del partido en un choque con el meta contrario Manfred Hitz que le produjo un corte profundo en la rodilla.

«Estaba en un buen momento de forma, tenía muchas ganas de jugar cada partido con el equipo. Naturalmente es una decepción, pero volveré y lucharé con el equipo por lograr las metas que tenemos esta temporada», comentó Robben tras conocer el alcance de su lesión.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!