En total ya son 21 las lesiones que ha tenido el conjunto catalán durante esta primera parte de la temporada bajo el mando de Martino.

Como nunca había pasado antes en la historia, la temporada 2013-2014 ha llegado cargado de lesiones para el FC Barcelona. Durante esta primera parte de la campaña son bastantes los jugadores que se han lesionado y ni hablar del número de traumas musculares que han afectado a los mismos.

Uno de los más afectados ha sido su goleador y capitán Lionel Messi, que este año ha sumado cuatro lesiones que no le han permitido desplegar el nivel máximo de rendimiento al que nos tenía acostumbrados. Pero Leo no es el único, en los últimos días la cantidad de lesionados ha aumentado y eso comienza a poner en tela de juicio al cuerpo técnico.

Con la rotura fibrilar que Daniel Alves ha padecido esta semana en el sóleo de su pierna derecha, el Barcelona suma un total de quince lesiones musculares desde que comenzó la temporada, la cifra más elevada de los tres últimos años.

De las 21 lesiones contabilizadas desde el inicio de los entrenamientos bajo las órdenes de Gerardo Martino, tan solo seis de ellas se deben a traumatismos, mientras que las restantes -más de dos tercios- han sido causadas por problemas musculares.

A la ya mencionada de Dani Alves, se suma la rotura miotendinosa proximal del gemelo derecho que Víctor Valdés sufrió en el amistoso de la selección española ante Sudáfrica, que lo dejará seis semanas fuera de las canchas, y la sobrecarga que Xavi Hernández padece en los isquiotibiales.

En términos generales, se trata quince problemas musculares en cuatro meses que, de puertas a fuera, parecen no preocuparle al club. Su director deportivo, Andoni Zubizarreta, negó en declaraciones a la ‘Cadena COPE’ que, desde la salida de Pep Guardiola, el equipo haya cambiado las rutinas de trabajo físico, al afirmar que la exigencia en los entrenamientos y en la alimentación siguen siendo las mismas.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!