La ‘estrella’ del Santos se mostró feliz de continuar en Brasil, pero no ocultó su deseo de jugar en el viejo continente.

Bastante sorpresivas resultaron ser las más recientes declaraciones de Neymar, quien concedió una entrevista a ‘Reuters’, en la que ademas de analizar varios temas ligados a la actualidad futbolistica, repasó su momento personal y su posible futuro, un tema que inquieta desde hace varios meses al planeta fútbol. El joven brasilero se mostró seguro en sus respuestas y al igual que el presidente del Santos, aplazó su hipotética salida rumbo al balompié europeo.

«Estoy feliz aquí en Brasil, estoy feliz en el Santos. Tengo el sueño de jugar en Europa, pero todavía no es el momento adecuado», apuntó Junior.

Las palabras del ariete del Santos, llegaron justo después de que la prensa española especulara con uno nuevo acuerdo entre el Barcelona y las directivas del club paulista, que vincularían el futuro de Neymar con la plantilla azulgrana.

Además de hablar sobre su futuro, Neymar hizo resumen de los duros momentos que le tocaron vivir tanto en la final del Mundialito de Clubes, (4-0) ante el FC Barcelona, en la lucha por el oro olímpico ante México y también en la Copa América, donde el pasado año cayeron en cuartos de final ante Paraguay.

«Fue muy decepcionante lo de la Copa América y también la derrota en la final de los Juegos Olímpicos, pero nadie lo sintió más que nosotros. Estoy muy orgulloso de haber formado parte del equipo olímpico y haber logrado una medalla», recordó el brasileño.

Luego, analizó las posibilidades de la selección brasileña en el próximo Mundial de 2014 que de hecho organiza su país. «La selección nacional está en una buena curva ascendente. Estamos creando nuestra identidad y el equipo está cada vez más fuerte y con confianza. Dentro de poco nos saldrán las cosas», comentó.

«La responsabilidad está dividida. Cada uno cumple con su parte en el campo, un hombre solo no puede hacerlo por sí mismo. En el Mundial habrá 23 jugadores determinantes, buscando la victoria. Yo seré solo un brasileño más luchando por el título. No me siento como una gran estrella. Cada uno tiene su papel, si me pasan el balón pero nadie más se mueve, no seré capaz de deshacerme de mi marca. Es un deporte colectivo», añadió.

Finalmente, el delantero carioca afirmó no sentirse como una «estrella del pop» a pesar de que los niños imiten su peinado. «Sé que copian mi pelo y casi todo lo que hago pero no me siento como una estrella del pop. Estoy feliz por el cariño porque yo también soy un fan y sé lo que es tener ídolos», finalizó.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!