El defensa portugués perdió la memoria y la consciencia tras el choque contra Casillas.

Han pasado ya casi ocho días desde aquel partido entre Real Madrid y Valencia que terminó igualado a un tanto (1-1), y con sensaciones encontradas entre la risa y el asombro, me he enterado hoy que tras el choque que sufrieron Iker Casillas y Pepe durante el mencionado duelo, el defensa luso que terminó tendido sobre el césped y que tuvo que abandonar el campo en camilla, perdió la memoria, quedó inconsciente y cuando se levantó… dijo que no conocí a ningún Pepe, porque él se llamaba «Pablo».

¿¿Pablo??…¿Quien es Pablo?, se preguntaban los médicos en el vestuario del Bernabéu, mientras escuchaban al defensa portugués luego del lamentable suceso. El nerviosismo se adueñó del Real Madrid en el vestuario, al ver cómo evolucionaba Pepe durante el descanso empezó a sentirse muy mal. Había podido aguantar los últimos cinco minutos de la primera parte, pero al enfilar los vestuarios notó que algo no iba bien. Se encontraba fatal y enseguida llamó a los médicos.

«Pepe había perdido completamente la memoria», anunció el cuerpo médico. El central luso no sabía dónde estaba ni entendía qué hacía metido en ese vestuario. Estaba completamente desorientado, hasta el punto de que uno de los responsables médicos del Real Madrid le preguntó si sabía cómo se llamaba. Su respuesta fue contudente… y alarmante: «Me llamo Pablo… ¿Qué hago aquí?».

Éste fue el momento de más tensión en las entrañas del Santiago Bernabéu. Los médicos pidieron calma y esperaron unos minutos para ver cómo evolucionaba el jugador, pero pasaba el tiempo y el luso seguía totalmente ido, sin recuperar la memoria. La situación empeoraba cada minuto y el propio jugador empezó a ponerse nervioso.

Fue entonces cuando los servicios médicos del conjunto blanco actuaron con firmeza y gran celeridad, decidiendo trasladar a Pepe de inmediato al ‘Hospital de La Paz’, sedándole e intubándole inmediatamente para evitar que ese nerviosismo fuera más allá. Luego de un par de chequeos y de mantenerse un par de horas internado, Pepe recibió el alta medica y terminó la recuperación en su casa.

0Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!