Nuevo episodio de violencia en el Fútbol Europeo. Esta vez el epicentro del terror fue la Copa del Trono de Marruecos. Los hinchas del FAR Rabat y el MAS Fez protagonizaron una brutal pelea. Aficionados de ambos equipos se enfrentaron en las gradas y en la cancha del estadio.




La pelea comenzó tras el pitazo final del partido, que terminó (0-2) a favor de los visitantes. Los locales no aceptaron la eliminación y saltaron al campo de juego. Las fuerzas del orden, bombardeadas por los proyectiles, tuvieron que intervenir para detener la violencia. La Dirección General de la Seguridad Nacional informó que hay varios heridos y 160 detenidos (entre ellos 90 menores).