Christoph Knasmüllner marcó un golazo de vaselina en la victoria del Rapid Viena (2-1) sobre el Sparta Praga. El tanto del austriaco recuerda mucho al que hizo Éric Cantona ante el Sunderland, en 1996, con la camiseta del Manchester United.

GOLAZO DE ÉRIC CANTONA AL SUNDERLAND










ARTÍCULOS RELACIONADOS