Gianluigi Buffon confesó que en su cabeza hay una señal de alto final para jugar, una barra máxima, que es junio de 2023.

El portero italiano sigue siendo noticia en el fútbol mundial. Esta vez es por cuenta de una entrevista concedida al diario ‘THE GUARDIAN’ de Inglaterra, en la que le puso fecha a su retiro del fútbol. Estas fueron las palabras de Gianluigi:

«En mi cabeza hay una señal de alto final, una barra máxima, que es junio de 2023. Ese es el máximo. Pero también podría dejar de jugar en cuatro meses. Dicen que cuando llegas a mi edad, el declive ocurre de un momento a otro. No lo creo. Las sensaciones que tengo dentro de mí no me hacen pensar que va a haber un colapso repentino.

También soy alguien que cree firmemente en el destino. Cuando la Juventus me ofreció la oportunidad de volver, pensé: Nunca se sabe, tal vez haya una razón, algo por lo que debo volver allí. Una última gran historia para escribir».

RELACIÓN CON PIRLO

«Es el Míster. Es una cuestión de roles, una cuestión de respeto, una cuestión de inteligencia. Mientras estemos aquí, él tiene un rol y yo tengo otro. Cuando salgamos de este lugar o salgamos juntos, entonces podemos ser Gigi y Andrea».

Fecha de Retiro de Gianluigi Buffon

COSTO DEL FRACASO

«Es importante hacer las cosas mal en la vida. Y es aún más importante pagar por tus errores. Si no paga el arancel, seguirá endeudado hasta el final. Sentir vergüenza es una parte esencial del crecimiento. Te hace sentir mal, te hace reflexionar, te hace mirar los matices de una situación».

¿CÓMO AFECTÓ LA PANDEMIA A GIANLUIGI?

«Mira, tengo que ser honesto, para mí el primer mes de encierro fue realmente hermoso. Al principio, la pandemia me permitió tener tiempo para dedicarme a mí mismo. Eso es algo que no me había pasado en toda mi vida.

Debía quedarme con mi esposa y mis hijos todo el día. Poder dedicarme a mis aficiones, a la lectura, a mis cosas. Fue un momento hermoso que nunca pensé que tendría, y lo aproveché al máximo y me encantó. Luego, por supuesto, a medida que pasa el tiempo, se vuelve pesado. Piensas cada vez más en lo que están pasando los demás.

Soy una persona que realmente no necesita nada cuando estoy en casa con mi esposa y mis hijos. Hablamos de todo, y tengo tiempo para dedicarme a ver nuevas curiosidades. Me siento una persona que sigue creciendo. No sé si estoy mejorando o empeorando. Pero hacer esto me hace sentir bien».

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!