Amadou Sagna, joven delantero del Cayor Foot, necesitó de apenas 9 segundos para convertir el tanto más veloz de la Copa del Mundo.

La cuarta jornada futbolera en días laborales de mayo ha estado marcada, como de costumbre, por las atajadas, golazos, jugadas y bloppers, entre otras cosas, que se vivieron en los diferentes lugares del mundo donde ha habido actividad.

Dicho de otra manera, representada por los hechos más llamativos que han derivado de la acción en las distintas competiciones locales como la Liga Águila de Colombia e internacionales como la Copa Conmebol Sudamericana, por mencionar algunas.

Uno de los sucesos que se presentó en las últimas horas y que ha dado mucho de qué hablar en la prensa deportiva mundial es el protagonizado por Amadou Sagna durante la contundente victoria de la Selección de Senegal (0-3) ante la Selección de Tahití, en partido valido por la primera jornada del Grupo A del Mundial Sub-20 de Polonia.

Video Thumbnail

Iban apenas 9 segundos del Mundial Sub-20 de Polonia cuando Senegal marcó el gol más rápido de la historia. Amadou Sagna sorprendió a Tahití con la primera de sus tres anotaciones. Un tanto que será recordado por los siglos de los siglos.

La joven promesa del fútbol senegalés convirtió a los 9.4 segundos el gol más rápido en toda la historia de la Copa del Mundo Juvenil. El hábil atacante del Cayor Foot superó así el tanto de Monday Odiaka, a los 14 segundos del compromiso entre Nigeria y Canadá, en el torneo de 1985.

19Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!