Los futbolistas del Rosenborg Ballklub de Noruega necesitaron de varios intentos para poder disparar a portería de esta espectacular manera.

Con la llegada de la tecnología y el internet al mundo deportivo bastante común se han vuelto los sorprendentes retos que viralmente se reproducen a través de las redes sociales. El fútbol no es ajeno a esta tendencia que cada vez cobra más fuerza y que en las últimas horas ha dejado un material con pocos precedentes.

Se trata nada más y nada menos que de un interesante desafío que combina la precisión, el dominio y la habilidad con la pelota que pone a prueba a algunos jugadores del Rosenborg Ballklub, equipo que compite en la primera división de Noruega. El objetivo era rematar de volea un centro enviado desde un rascacielos a 74 metros altura. Algunos futbolistas hicieron las veces de pasadores lanzando el balón desde la punta de un edificio y otros esperaron en la cancha para intentar disparar a portería.

Aunque la idea era convertir en cada uno de los centros, la dificultad del reto fue tal que los jugadores necesitaron hasta de 44 intentos para poder conseguir este desafío. Eso sí, la espera valió la pena porque la jugada terminó con el esférico en el fondo del arco y con todos los futbolistas celebrando tremenda anotación. Te dejo con las imágenes para que te animes, busques un equipo experto en alturas e intentes lograr junto a tus amigos este sorprendente reto.

Video Thumbnail
16Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!