Con doblete del argentino, Barcelona se impuso sin compasión (6-1) ante la AS Roma, en la quinta jornada de la Champions League.

Desde el pitazo inicial el cuadro local se hizo dueño del encuentro y logró ponerse en ventaja a través de Luis Suárez (minuto 15), tras una ya repetida acción colectiva. Pase largo de Neymar, que habilitó a Alves dentro del área. El brasileño vio solo a Suárez, que recibió y entró caminando con el balón en la portería.

Mucho más pronto llegó el segundo tanto, esta vez en los mágicos pies de Lionel Messi (minuto 18). Tremenda jugada entre Neymar, Suárez y Messi. Tiraron paredes como locos. Suárez habilitó al argentino con una vaselina dentro del área. La Pulga controló con un rival encima. Se escoró, salió Szczesny y resuelvió picándola con sutileza. El balón entró en cámara lenta. Alves pudo machacar, pero prefiere no tocarla y dejar que el gol fuera de Leo.

Faltaba uno más para marcharse al descanso con toda la tranquilidad en el resultado y así lo entendió Luis Suárez (minuto 44), que se fue de doblete. Balón de Neymar al área, que despejó de cabeza Keita. El rechace le cayó a Suárez, que enganchó una volea preciosa. Una de esas que se suele ir a las nubes, pero Lucho supo rematarla para que saliera perfecta y directa a portería. Con esa amplía distancia se bajó el telón del primer episodio.

La dinámica se extendió hasta el segundo tiempo y más precisamente hasta que Gerard Piqué (minuto 56), echó más tierra de por medio. Tocaron nuevamente en el extremo derecho. Suárez habilitó a Messi en el área. El argentino pudo definir, pero tocó a la izquierda para que la empujara Piqué, quien desde el sábado en el Superclásico venía con muchas ganas de marcar.

No se conformaron los azulgranas y eso le permitió a Lionel Messi (minuto 60), apuntarse su doblete. Otra vez el tridente. Neymar tocó para Suárez en el área y este remató de primeras. El balón iba hacia un lado y Messi se cruzó en la trayectoria y remató. Lo paró Szczesny, pero el rechace le volvió a caer al gaucho, que no perdonó.

Eso no fue todo. Un par de acciones más tarde apareció Adriano Correia (minuto 77), para ampliar aún más la distancia. Szczesny le detuvo un penalti a Neymar y en el rebote estuvo atento el lateral brasileño para romperle el arco. Finalmente reaccionó la AS Roma con un gol de Edin Džeko (90+1 minutos), que se hizo presente con un testarazo. Contundente victoria del Barcelona que se ratifica en Octavos de Final como líder del Grupo E con 13 unidades.

19Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!