‘The Guardian’ reveló que la temporada pasada los 20 equipos se gastaron 1.850 millones de euros en salarios de futbolistas.

El fútbol inglés puede presumir de tener uno de los sistemas más equilibrados del mundo. En Inglaterra tienen una de las mejores ligas, varios de los mejores jugadores y uno de los torneos más rentables del planeta. La Premier League es uno de los campeonatos que más dinero mueve en el mundo, pero un reciente informe ha demostrado que también es una de las que más gasta.

Como bien decía mi abuelo: «entre más se gana, más se gasta»… ese parece ser el fenómeno que describe lo que pasa hoy día en Inglaterra y que demostrado con un reciente informe realizado por el reconocido diario ‘The Guardian’, en el que se dan cifras exactas y exageradas con respecto a lo que se gastaron los equipos durante la temporada anterior.

Entre los muchos ítem que se explicaron en el informe, hubo uno que particularmente me llamó la atención y que por ello en esta ocasión lo quiero compartir con ustedes: los salarios de los jugadores. Al descubierto quedaron algunas estadísticas económicas que ratifican el nivel monetario que se mueve en el balompié británico.

Pues si señores, confirmado quedó que los 20 clubes de la liga inglesa gastaron en salarios la temporada 2011-2012 cerca de 1.600 millones de libras (1.850 millones de euros), más de dos tercios de sus ingresos. La partida de salarios supuso el 67% por ciento del volumen de negocio de los clubes, una cifra ligeramente por debajo al 68 por ciento que se registró en la temporada 2009-2010 y el 69% por ciento en la 2010-2011.

En las últimas tres campañas, la Premier ha dedicado cerca de 4.500 millones de libras (5.220 millones de euros) a salarios, una cifra que no incluye gastos relacionados como comisiones a agentes, que según el informe sumarían 77 millones de libras (90 millones de euros) entre octubre de 2011 y septiembre de 2012.

A pesar de los gastos, los clubes de élite ingleses han mejorado sus finanzas en los últimos tiempos: hace tres temporadas registraron unas pérdidas de 484 millones de libras (561 millones de euros); hace dos, esa cifra decreció hasta los 361 millones de libras (418 millones de euros), mientras que la pasada campaña las pérdidas fueron de 205 millones de libras (237 millones de euros).

Las cuentas del club que más se han saneado en los últimos tiempos son las del Manchester City, que la temporada pasada redujo sus pérdidas a la mitad, desde 197 millones de libras en 2010 (228 millones de euros) hasta 99 millones de libras en 2012 (114,84 millones de euros).

Aún así, los equipos ingleses arrastran todavía una deuda conjunta de alrededor de 2.400 millones de libras (2.784 millones de euros).

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!