El Real Madrid esta entre la dicha y la amargura tras el juego que disputo el día de ayer frente al Valencia por la Copa del Rey en España. Por un lado el equipo blanco logro clasificarse a las semifinales tras empatar 1-1 ya que había vencido 5-0 en el juego de ida la semana pasada en Mestalla.

La mala noticia corre por cuenta de su arquero estrella Iker Casillas, que en el minuto 16′ del juego disputado en el Santiago Bernabeu, sufrió un golpe en su mano izquierda tras una acción en la que fue a despejar el balón y se encontró con una patada de su compañero Arbeloa. El balón había quedado suelto y en su momento el defensa y el portero no se entendieron en el despeje. Casilla se llevó la peor parte y podría estar fuera de las canchas almenos por dos meses.

Según informa Marca, tras realizar las primeras pruebas radiológicas en el Hospital Sanitas La Moraleja se confirma que Iker sufre una fractura en la base del primer metacarpiano de su mano izquierda. Este viernes pasará por el quirófano y se estima en principio que estará de baja por espacio de dos meses.

El portero de la selecciona española intento transmitir la calma, pero no ocultó que es una lesión que hay que mirar con lupa. «Habrá que analizarlo con detalle. El doctor ha explorado un poco y hay una cosa que no le ha gustado mucho. Se me mueve algo del dedo. Vamos a hacer una placa», contestó en un primer momento Casillas.

Video Thumbnail

Luego explicó cómo se produjo la acción y cuáles son sus sensaciones: «Se ha quedado un balón suelto y Árbeloa y yo hemos ido a por él. Es un golpe fuerte y cuando lo he recibido ya me he dado cuenta de que no iba bien la cosa. Ojalá no sea nada a nivel personal. Lo importante, al final, es el equipo. Yo lo que tengo que hacer es recuperarme cuanto antes y estar a disposición del entrenador».

0Shares

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!