El delantero sueco suma 17 goles esta temporada, es el goleador de la liga y amenaza un par de récords que están a su alcance.

Mientras el planeta fútbol sigue hablando de Lionel Messi y de la manera ‘inexplicable’ de como el argentino acaba con los registros mundiales, en Francia se está hablando, y mucho, de Zlatan Ibrahimovic; el hombre que podría pasar a la historia de la principal competición del país galo.

El delantero sueco al servicio del París Sanint Germain, empezó a demostrar al mundo que su interés de fichar con el millonario equipo francés no era sólo preferencia económica, sino que también, fue por el hambre de gloria que viene persiguiendo Zlatan desde su paso por España e Italia. Con el Barcelona, el Inter y el Milán, no tuvo mayor logro con sus anotaciones. Pero, en Francia con el PSG, se podría convertir rápidamente en el hombre récord de la ‘Ligue 1’.

Ibrahimovic es la figura principal del equipo que dirige Carlo Ancelotti y su paso por allí, empieza a ser cada vez mejor. Anoche marcó su primer triplete con la casaca del equipo francés, suma 17 dianas en otras tantas jornadas ligueras, unos números que amenazan el récord absoluto logrado por el yugoslavo Josip Skoblar.

El jugador del Olympique de Marsella marcó en la temporada 70-71 un total de 44 goles en el campeonato francés, un récord que muchos consideran que podrá superar el atacante del PSG.

La eficacia goleadora de Ibrahimovic es sorprendente. El sueco ha marcado en todos los partidos en los que ha participado salvo en cuatro, contra el Burdeos (0-0), Sochaux (2-0), Reims (1-0) et Saint-Etienne (1-2). Sus números son todavía más llamativos si se tiene en cuenta que una lesión a principios de temporada le impidió disputar la segunda jornada liguera y que una sanción le hizo perderse otras dos, por lo que sus 17 dianas se reparten en 14 partidos.

De media, el delantero sueco ha conseguido un tanto cada 73 minutos, unos números que le señalan, en la liga doméstica, como un goleador más eficaz que el madridista Cristiano Ronaldo, autor de un tanto cada 98 minutos, aunque no llega a las cifras del barcelonista Leo Messi, que marca cada 56 minutos.

Ibrahimovic se está mostrando como la gran sensación de la temporada en Francia y está haciendo saltar por los aires algunas cifras. Poco antes de la pausa invernal, el sueco puede ya lograr los 21 goles, el número total que el año pasado consiguieron Olivier Girour y Nene, máximos goleadores del final de temporada.

Desde que en la temporada 89-90 el francés Jean-Pierre Papin consiguiera superar la treintena de goles ningún otro jugador lo había conseguido, una marca que a falta de más de la mitad de la liga parece al alcance de Ibra.

Otra marca en su disparadero los 37 goles conquistados por el argentino Carlos Bianchi en la temporada 77-78, la mejor lograda por un futbolista con la camiseta del PSG. Ibrahimovic parece lanzado para borrar algunos récords históricos del fútbol francés.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!