El estratega portugués confía en que cerrarán el año de la mejor manera y que el 2013 traerá beneficios para su equipo.

José Mourinho compareció ante los medios en la rueda de prensa previa al último duelo del año contra el Málaga, una nueva jornada liguera que pondrá en juego las ilusiones de recortar distancia al Barcelona y mantenerse en la pelea por el título al final de temporada. El técnico luso respondió a todas y cada una de las respuestas realizadas por los periodistas, quienes en esta ocasión enfocaron sus dudas en el presente del club blanco, el rival de turno, la polémica que vive con la UEFA y la salud de Tito Vilanova.

Durante sus declaraciones, Mourinho dejó también muy claro su deseo de que Kaká continúe vinculado al equipo, al menos, por una temporada más. Lo más llamativo de la interacción entre Mou y la prensa, fue el momento en el que el entrenador merengue le llamó la atención a su equipo, reconociendo que aún hay mucho por mejorar de cara a la recta final que se viene.

Primero, analizó al Málaga de Pellegrini. «Me parece que está haciendo una buena temporada y juegan bien. Sólo puedo decir cosas positivas de los técnicos y jugadores. Es un equipo de la parte de arriba de la tabla. Defienden bien, no sufren muchos goles, tienen velocidad en sus transiciones ofensivas, tienen atacantes diferentes con gol, como Saviola y Santa Cruz, jugadores con creatividad y fuerza. Tienen una muy buena mezcla».

Luego, llegó el momento de estudiar la situación actual de su equipo. «Me siento parte del grupo. Quien trabaja en el grupo debe saber que cada uno es una persona diferente y que cada uno por sí mismo tiene que ser capaz de encontrar fuerzas. He sido capaz de motivar y de llegar al primer día de la semana para trabajar y hacerlo con más energía y motivación que la semana anterior. Perder no es parte de mi experiencia. He ganado más que perdido. No tenía ni idea de que mañana hago 400 partidos en Primera. Tengo menos de 40 derrotas en Primera».

«He tenido que adapatarme y no hay otra solución que trabajar a tope e intentar en los próximos 400 partidos para ganar como ahora. Todos tenemos que intentar ayudarnos y conseguir mejorar. Repito que no estamos contentos con los números de los últimos partidos», agregó Mou.

Entonces, dejó claro el tema de Kaká. «Pienso que no. No te puedo confirmar. El mercado no funcionará. Yo creo que Kaká no se va a ir. Si se queda es bueno para nosotros porque es una solución más».

Ha llegado el fin de año, pero no hace balances: «No me pongo nota, pero el balance es fácil. Ganamos la Liga y ganamos bien. Ganamos una Supercopa ante un rival importante y por eso tiene significado. Hemos cumplido en Champions».

Por último, envió un mensaje de apoyo a <strong>Tito Vilanova: «Lo que hago en privado no lo hago público. El hecho de que un compañero de profesión esté con un problema. En cosas como estas todos deseamos lo mismo. Para Tito y su familia estamos todos juntos en esto. Y quiero que salgan todos vencedores», concluyó.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!